22 de agosto de 2012

El Atlético Invisible

Escucho el hacedor hablar del deporte del pueblo de la ciudad de Ankh-Morpork y su traslado a las grandes ligas. 

Título: El Atlético Invisible
Título Original: Unseen Academicals
Autor: Terry Pratchett
Traductor: Gabriel Dols Gallardo
Saga: Mundodisco 37 / Rincewind o magos 8 (Guía de Lectura)
Editorial: Plaza y Janés
Páginas: 464
ISBN: 9788401352751
Sinopsis: La entrega n.º 37 de la serie del Mundodisco aborda el tema del fútbol. Va más allá del fantasy para hacer un entretenido retrato satírico de nuestra sociedad y de uno de nuestros pasatiempos predilectos. Ante el espectro de drásticos recortes que amenazan con perjudicar a su sosegado y agradable modo de vida, los magos de la Universidad Invisible de Ankh-Morpork se ven obligados a ceder a la voluntad de Vetinari, el tirano benévolo de la ciudad, y reanudar con la tradición futbolera de su venerable institución. Pero cuidado... No solo tendrán que aprender a dominar las impenetrables técnicas del balompié, formar un equipo en condiciones e incluso ganar un partido, sino que también tendrán que hacer todo eso sin recurrir a la magia. Afortunadamente, cuentan con la ayuda de cuatro trabajadores de la Universidad: Trev, un simpático gamberro que lleva el fútbol en la sangre; Juliet, una hermosísima chica algo pánfila, pero de buen corazón, cuyo debut como modelo revolucionará el mundo de la moda; Glenda, la imprescindible cocinera de noche; y el hacendoso señor Nutt, cuyos orígenes son un misterio para todos, incluso para él mismo. Al acercarse el día del gran partido estas cuatro vidas se verán enredadas y cambiadas para siempre, mientras que el juego que tanto fervor despierta entre sus conciudadanos quedará sutil pero inconfundiblemente transformado. Otra encantadora novela en clave de humor ambientada en el universo fantástico del Mundodisco. Terry Pratchett vuelve su mirada inconfundiblemente aguda hacia la universal afición por el fútbol y las rivalidades entre individuos de bandos opuestos u orígenes dispares.

Opinión: La nueva novela de Terry Pratchett ambientada en Mundodisco cuyo tema principal es el fútbol. El deporte del pueblo. Al decir eso ya debería estar diciendo mucho acerca del libro, pero la impresión es que, no por primera vez, el tema «principal» del libro queda completamente eclipsado por los dos temas secundarios que, sin lugar a dudas, llaman la atención de cualquiera que lea este libro. El primero, y más importante, es la cualidad de ser humano y quién es el verdadero problema en las guerras, aquel que lucha o el general que ordena las matanzas. Pero hay más, y tiene mucho que ver con algo a lo que aquí hacemos oídos sordos, pero que nos asombra cada vez que vemos cómo en las series americanas se trata a los veteranos de guerra. Y es ¿quién tiene la culpa de que los soldados maten?

En esta ocasión nos encontramos con muchos personajes clásicos del Mundodisco, como pueden ser Vetinari, Ridcully, Rincewind o el Bibliotecario, todos ellos relacionados con la ciudad de Ankh-Morpork, donde se desarrolla la mayor parte de la acción. Pero, por fin, conoceremos a algunos de esos «sirvientes» de la Universidad Invisible que apenas aparecían en otros libros, más allá de la omnipresente y dictatorial Señora Panadero.Y esta será una de las partes más importantes del libro: la lucha de clases, es un tema que Pratchett ha tratado varias veces, y esta vez lo hace de una manera tan directa, y al mismo tiempo tan indirecta que da gusto. Todo comienza con un partido del deporte del pueblo, que, como el mismo pueblo morporkiano es basto y destructivo, tanto para las personas implicadas, como para las que simplemente pasan cerca. Y una extraña ley que obliga a la UI a presentar un equipo de fútbol si no quieren perder los derechos sobre unas tierras. Y una extraña vasija donde habitaba una diosa, y donde se encuentran especificadas las antiguas normas, las honorables, pues todos sabemos que los deportes dejados a la decisión del pueblo acaban corrompiéndose y brutalizándose. Y un patricio que ha decidido conseguir que el deporte forme parte de la vida del pueblo, que no represente su final. Dos sirvientes tendrán mucho que decir al respecto. Uno, porque quiere demostrar su valía. El otro, porque no quiere acabar como su padre, famoso pero muerto. Y es que el deporte del que surge el fútbol en Morpork, pues estamos ante un deporte de clase baja, se parece más al deporte de pelota maya que al fútbol en sí. Y las muertes están a la orden del día, pero no solo eso, sino que además tenemos a los Ultras, las Barras, o como prefiráis llamarlos. Los hooligans, en lenguaje británico. Vamos, aquellos descerebrados que son capaces de matar por su equipo, o, mejor dicho, de matar aprovechándose del momento. Y es que conoceremos a uno en particular que no difiere mucho de algunos «aficionados» de la realidad. Y nos dará miedo cuando le reconozcamos y veamos que tiene menos humanidad que aquel que duda de la misma.

La trama es ... iba a decir sencilla, pero sería engañaros vilmente. Como todo lo que hace Pratchett, nos encontramos varias tramas juntitas, y todas ellas tienen relación y, no solo eso, sino que además tienen mucha importancia en el resultado final. En este caso, tenemos algo mucho más típico de los anglosajones, con su Victoria Beckham y demás esposas o novias de futbolistas, como es el mundo del famoseo unido al del fútbol. Aunque no es que aquí en España no lo vivamos de esa manera, pero están ligeramente más separados. También hay una cierta crítica o más bien acercamiento «crítico» al mundo de la moda. Eso sí, desde una perspectiva un tanto naive. O por lo menos a mí me lo ha parecido. Eso sí, esa Juliet me ha encantado por completo. Y esa forma que tiene de criticar a la gente que anula los sueños de los demás por estar satisfechos y cómodos con lo que tienen, eso sí que son críticas inteligentes y muestras de la realidad. Siempre me ha parecido impresionante cómo Pratchett utiliza una trama y va creando subtramas donde trata de otros temas muy importantes, de maneras originales, generalmente irónicas pero que consiguen dejar en ridículo a muchas novelas realistas que tratan los mismos temas con mucha menos profundidad. En fin, podría hacerse una crítica acerca de la forma de introducir los temas «críticos con la sociedad» en los libros, pero simplemente que sepáis que, como siempre con Pratchett, no debéis quedaros con el primer significado.

En cuanto al estilo, qué se puede decir del Gran Sir Terry Pratchett que no haya dicho ya en las reseñas de ¡Zas!, Johnny o Cartas en el asunto. Además, seguimos teniendo la suerte de tener unas traducciones verdaderamente geniales, que intentan, y en muchos casos consiguen, trasplantar ese complicado humor inglés irónico, y al mismo tiempo basado en juegos de palabras, al castellano. Como siempre una edición muy cuidada que ayuda muchísimo a meterte en la historia. Con esto quiero decir que, sin duda, la traducción consigue transmitir de una manera muy fidedigna la emoción y las críticas que quiere transmitir Pratchett. Quizá en el tema de la moda hay algunas cosas un tanto vagas, pero no tengo del todo claro si se trata de la traducción o de una forma de Pratchett de mantener el glamour y la nebulosidad que rodea el mundo de la moda.

En definitiva, ¿qué hace falta que os diga para que leáis este libro? Ya deberíais haberlo leído. Es Pratchett, por el amor de dios. Un autor que, sin duda, merece estar en el Olimpo de la Literatura, y que, sin duda, os conseguirá enganchar sin ningún tipo de problema. En esta obra, además, trata algo que todos conocemos: el mundo del fútbol y de las hinchadas, el mundo de la moda y la fama. Y todos lo conocemos desde la barrera, así que, ¿por qué no acercarse a la visión privilegiada y crítica de Pratchett?

Impresión general
Puntuaciones
Personajes: 9
Filosofía: 10
Trama: 9
Diversión: 9
Estilo: 10

1 comentario:

  1. Creo que más que naive, es un acercamiento a la moda muy por encima. A fin de cuentas, Pratchett ni es experto, ni el tema principal es la moda... pero hay que darle tiempo, pronto hará un libro sobre Juliet y sus cosas... por cierto, el paralelismo con Romeo y Julieta me hizo mucha gracia XDXD. Pero nada comparado con lo de Macarona!! XA-LFDM

    PD: por cierto, el nombramiento de la homosexualdiad de cierto personaje y cómo responde el autor, en unas pocas líneas de diálogo y además de reírte, te quitas el sombrero

    ResponderEliminar