17 de enero de 2012

Dinero a Mansalva

Escuchó el hacedor hablar de las nuevas aventuras de Húmedo Von Mustachen

Título: Dinero a Mansalva
Autor: Terry Pratchett
Saga: Húmedo Von Mustachen II (Ver Guía de Lectura de Mundodisco)
A la venta el 19 de enero
Editorial: Plaza y Janés
Páginas: 400 
Sinopsis: Una nueva entrega de la serie del Mundodisco que parodia nuestra sociedad con fino humor.
Después de haber organizado con gran éxito el servicio de correos en Cartas en el asunto, Húmedo von Mustachen, ex timador y tramposo, se aburre. Y ya se sabe que cuando Húmedo se aburre es capaz de hacer cualquier cosa. Lord Vetinari, el tirano de la ciudad, le propone una oferta irrechazable: dirigir el banco más importante de la ciudad y salvarlo de la ruina. Húmedo acepta el reto de mala gana y va más allá del encargo propuesto. Así, tiene una revelación: ¿qué ocurriría si la ciudad prescindiera de su dependencia del oro? Pero no tardará en darse cuenta de que no es tan fácil oponerse a siglos de prácticas bancarias y, a pesar de su ya conocido e irresistible encanto, Húmedo se verá atrapado por distintos flancos en esta nueva aventura.


Opinión: No hay otra forma de decirlo, Pratchett se ha superado a sí mismo. Desde la figura trágica del contable hasta la forma de arreglar el problema, muy a la estadounidense, están hechos con un mimo y un cariño increíbles. Todos se quedarán grabados en vuestra mente, preparándoos para un libro de esos que dejan huella en vuestra comprensión del mundo. Y encima trata un tema muy, pero que muy actual y es la desconfianza en los bancos. Los personajes más sobresalientes en este caso son Húmedo y Vetinari. Y esto hace que esta novela sea realmente especial, porque pocas veces hemos visto tanto de Vetinari como en este caso. En cualquier caso, nos encontramos ante otra novela de Mundodisco, solo que cada vez parecen más actuales a pesar de la magia y es que... a quién no le parece en cierto modo mágica la informática.

La trama viene a ser una debacle financiera del Banco de Ankh que además está unida a la necesidad por parte de Vetinari de fondos en préstamo para construir unas cloacas o algo parecido. De esta manera, lo primero que hace es presentar a Húmedo a la directora del banco. Húmedo se aburre en la oficina de correos porque, al fin y al cabo, ya todo funciona como la seda, no hay grandes problemas, o por lo menos no problemas que necesiten de astucia para ser solucionados. Como veis se trata de una trama que va a estar organizada en torno a los tejemanejes de Húmedo con el banco, que normalmente estaba controlado por una familia de ricos. Poco a poco iremos conociendo a los distintos personajillos que han hecho del banco su hogar, incluyendo un Igor. Y sí, le nombro porque es muy divertido tratar con un Igor frustrado porque su amo no está lo suficientemente loco.

Húmedo da un auténtico recital de lo que es ser un gran personaje principal, llevándose las luces de la novela, pero también mostrándonos a los personajes secundarios de la mejor manera posible. Es gracioso cómo reconoce cuál es el problema y cómo se dedica a solventarlo. El problema viene cuando vemos que lo mismo debieron pensar los de los bancos, lo que pasa es que ellos no creen lo mismo que Húmedo. Y es que el final es apoteósico y claramente tiene un mensaje social fortísimo que merece la pena analizar con mucho detenimiento. Como no os quiero destrozar el final del libro, me quedaré callado, pero sin duda se trata de uno de los mejores finales de Mundodisco que he visto, mucho más redondo que la mayoría. Eso sí, hay una explicación mucho más compleja y completa de lo que nos tiene acostumbrados Pratchett. Aunque en este caso puede que sea de agradecer.

No creo que haga falta que diga nada acerca del estilo, sigue siendo Pratchett y el traductor sigue estando tan inspirado como siempre para los juegos de palabras. Por tanto lo que podéis esperar es un ritmo ágil, con algún que otro monólogo, aunque no resultan pesados en ningún caso. Realmente forman la parte más interesante en muchas ocasiones de la historia, puesto que resultan creíbles y no forzados en ningún momento. También es muy útil para poder ver las mentalidades y los pensamientos filosóficos que les mantienen. Particularmente interesante es la entrada que hace Pratchett en el psicoanálisis de los payasos. Simplemente sublime, y un motivo más para temerlos con ganas.

En definitiva, si os gusto el primer libro de Húmedo Von Mustachen en cuanto salga deberíais estar en fila para comprarlo, porque no es más de lo mismo, es mejor aún. Además, si no os gustó, pero os gusta la economía, tampoco estaría mal que os lo leyérais, si bien os perderíais parte del personaje de Húmedo, ell resto de la historia os absorbería, y no podréis soltar a Pratchett en ningún caso. También está recomendado para todo aquel que disfrute del humor, porque las situaciones que aparecen os harán reír a carcajadas, o por lo menos sonreír con los chistes internos que comparte el escritor con el lector. Desde mi punto de vista, uno de los mejores libros de Pratchett hasta la fecha, aunque parezca increíble y repetida la frase es cierta.

Impresión general
Puntuaciones
Personajes: 9
Filosofía: 10
Trama: 9
Entretenimiento:9
Estilo: 10

4 comentarios:

  1. Este hombre se ha propuesto arruinar a sus fans. Otro más que sumaré a la laaarga lista de pendientes.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por la reseña. Me lo apunto, Pratchett es uno de mis autores favoritos.

    Un saludete.

    ResponderEliminar
  3. amor a priemra vista... nos vimos en generación x, nos gsutamos... y me lo compré sin saber de qué iba. Eso es lo peor, cuanod lo supe y empecé a leerlo, es que me partía de risa.

    Por cierto, es mentira el personaje de Cribbins... ese shesheo, esa barba y ganas de timar... ¡es Rajoy!

    ResponderEliminar
  4. "[]unas cloacas o algo parecido".

    Algo parecido. Se llama Metro :-D

    ResponderEliminar