21 de noviembre de 2011

Mi chica fantasma

Título: Mi chica fantasma
Título original: Afterlife
Trilogía: My So-Called I
Autora: Tamsyn Murray
Editorial: Maeva Young
ISBN: 9788415120339
Páginas: 222
Sinopsis: Lucy Shaw no es la típica chica de quince años. Para empezar, vive en el cuarto de baño de hombres de un bar de Carnaby Streer, en Londres, donde fue asesinada. Una vez superada la tristeza de no volver a ver a su familia ni a sus amigos se toma su nueva vida de fantasma con gran sentido del humor. Ha conseguido acostumbrarse a su "nuevo alojamiento" y a las sucias y excéntricas maneras de sus usuarios. Pero un día la rutina de su vida eterna se rompe al conocer a Jeremy, un licenciado en Geografía que trabaja en un teatro y que tiene la facultad de ver a Lucy y de hablar con ella como si se tratase de una chica de carne y hueso. Gracias a la amistad que nace entre ellos, conoce a otros fantasmas, Hep y Ryan, con quien iniciará una historia de amor muy especial. Ambos son fantasmas experimentados y le darán muchas claves para hacer más soportable su vida en la tierra. Mientras, Jeremy emprende una investigación que le lleva desentrañar lo ocurrido en el brutal asesinato de Lucy y a desenmascarar a su asesino...

Opinión: La verdad es que este libro me ha sorprendido mucho. Pero a mal, quiero decir. Con este libro he tenido la sensación que tengo con los libros en los que conforme voy leyendo, e incluso acabando, me pregunto: "¿por qué? ¿cómo es posible que esto haya podido publicarse y otras cosas, en cambio, no?" Y es que la trama, si es que la tiene, está tan poco construida y descuidada que da hasta vergüenza. He visto reseñas que achacan que todos los fallos que he visto se debe a que es "infantil", pero me niego a pensar así. La historia y determinadas escenas no son para nada infantil, y si la gente atribuye que infantil equivale a malo, lo siento pero no funciona así. Un libro infantil puede ser muy bueno, y seguir perteneciendo a esa categorización de edad, pero no me pueden decir que La chica fantasma lo es, porque está claramente destinado a un público juvenil.

Lucy es un fantasma a la que asesinaron en un baño público masculino. No puede salir de ese espacio por mucho que lo intente y tiene que convivir toda la eternidad con el mal olor y los... residuos que ofrece su nuevo hogar. Por no hablar de la cantidad de visitas que recibe que... en fin. Podéis haceros una idea de la escena tan desagradable que se plantea constantemente. Sin embargo, ¡milagro! un día, de repente, aparece un hombre que puede verla en exclusiva y que acepta ayudarla y a hacer todo lo posible para que avance. No la conoce de nada. De hecho, Lucy se comporta como un auténtico coñazo que no se merece para nada que la eche nadie un cable, pero Jeremy se compromete y responsabiliza de ella. No se sabe por qué puede verla a ella y solo a ella, y a nadie más le importa. Todo el mundo (el resto de fantasmas) opinan que es muy útil, pero no aportan más información.

Como digo antes, la trama es medio inexistente. En teoría el libro trata sobre cómo Lucy va a poder superar su muerte (o afrontar su nueva "vida"), pero al final parece ser que la historia no iba siquiera de eso. El libro parece un cuaderno lleno de anotaciones e ideas que no se han acabado de trabajar ni cuajar. Las descripciones, todas, brillan por completo por su ausencia. Las escenas incluso salen omitidas y contadas simplemente por encima, haciendo que todo sea una especie de resumen. Por ejemplo, si la chica tiene una cita, aunque ella diga que tiene muchas ganas de ir... después ni cuenta siquiera qué hizo, ni qué pasó. Como si no tuviera importancia. Y esa incoherencia (una detrás de otra) es algo que de verdad chirría mucho en una novela. Por no hablar de la sensación de desgana con la que parece escrita (ya digo que detallar ciertas escenas no vendría para nada mal; haría que el ritmo fuera un poco más normal en lugar de meter prisa a la historia para que termine cuanto antes... Normal que sea tan corto). Además, hay un momento en la historia en la que la narradora (nuestra fantasma) dice "y esto ocurrió hasta que aparecisteis vosotros", o una cosa así. Sigo sin entender a qué se refiere, porque en ningún momento hace referencia a ese momento. De hecho, es que ni siquiera parece que nos lo esté contando a "nosotros".

Esto me hace hablar de la historia de amor del libro. Más de lo mismo. Todo demasiado deprisa, todo demasiado inverosímil, incoherente. Demasiado fácil. Chica conoce al chico de su "vida", el tío más fabuloso, popular y hermosísimo. ¿Y qué hace chico? Chico también se ve atraído por chica, y además pasa de la tía buena (típica animadora de película americana) porque no es superficial y reconoce a su amor verdadero. Puaj. ¡Así de fácil! Ya está. Ni conflicto, ni tensión, ni drama. Nada de nada. Todo se resuelve en el mismo instante en el que se conocen (¡ni siquiera los tópicos están bien llevados porque no los lleva!). Y colorín colorado... Pues no, pero podría ser de no ser porque de repente a Jeremy se le va la olla y empieza a convertirse en un pesado cansino obsesionado con encontrar al asesino de Lucy. Así, de repente, sin importarle que eso a la pobre chica no le siente nada bien. No tiene ningún sentido.

Todos los personajes son bastante inverosímiles, planos, y sin ningún tipo de carisma. La única que de verdad podría tener un poco de personalidad es la poltergeist, Hep, una chica que es un tanto inestable y que tiene unos grandes arrebatos de ira y cambios de humor bruscos. Su historia es la única que podría resultar interesante y que, más o menos, está completamente llevada a cabo (el resto, insisto, están meramente esbozados, y a veces ni siquiera llegan a eso). Aún así, todos los personajes hablan de la misma manera. Da igual cuántos años tengan, cuál sea su estatus social, su sexo... todos parecen adolescentes incultos y carentes de vocabulario. No es que la situación pueda expresarse de otra manera, pero seguro que la hay. Sobre todo si eres tan tiquismiquis como Lucy que piensa que es el centro de atención y tiene que vestir a la última aunque nadie pueda verla. De acuerdo en que algunos diálogos tienen su chispa, pero nada más. Además, abusa demasiado de ellos. No hay narración apenas (y por consiguiente tampoco descripciones, como ya he dicho).

Lo cierto es que al principio la historia me iba recordando a algo un tanto personal, pero luego menos mal que no tiene nada que ver. De todas formas, hablando de fantasmas, creo que me dio la misma sensación que tuve al leer Ghostgirl, aunque no sé yo (de todas formas, tienen la misma nota). El caso es que, aunque el final de Mi chica fantasma, es absolutamente cerrado y autoconclusivo, al parecer hay otros dos libros más (como en el caso de la trilogía de Tonya Hurley) que no entiendo a santo de qué vienen (como en el caso anterior, mira por dónde).

Impresión general
Puntuaciones
Personajes: 2.5
Amor: 3
Estilo: 4
Trama: 3
Misterio: 2.5

3 comentarios:

  1. Creo que este libro será una de mis próximas lecturas.
    Un beso y gracias por la reseña.

    ResponderEliminar
  2. Mal me lo pones, y eso que es un libro sobre el que tenía ciertas espectativas. Lo cierto y verdad es que muchas reseñas no van mucho más allá del análisis de la trama, y la verdad es que hay otros aspectos igual de importantes que una buena historia. Por las reseñas que había leído pensaba que estaría pasable, y hasta bien. Ahora me lo pensaré si leerla.

    Estoy de acuerdo con lo que dices sobre la calidad de la literatura infantil. Hay libros geniales, muy bien escritos, incluso mejores que los destinados a adultos. Un buen ejemplo son las novelas de Roald Dahl.

    ResponderEliminar
  3. Mmmm, el libro me llama, pero tu reseña no es muy positiva que digamos... xD
    ya veremos que hago ^^

    Un beso! ;)

    ResponderEliminar