7 de junio de 2011

Presentación Un occidental en Japón.


El martes 24 de mayo fui a la presentación de un libro distinto a lo habitual en la blogosfera general. Ahora os presento mi crónica de una de las apuestas editoriales más interesantes para cualquier amante de Japón y de lo oriental. 

Pd: Disculpad la falta de fotos, pero mi pulso es horrible y todas salen borrosas.


Tengo que decir que ha sido una de las primeras autobiografías que he leído (no sé si leerse algo que parecía la biografía de Julio Cesar cuenta…) y me ha parecido increíblemente atractiva. Probablemente debido a un lenguaje sencillo y sincero que muestra claramente lo que vivió el autor… y la vida tan sumamente interesante que vivió.

En cualquier caso, el martes 24 de mayo fui a la presentación del libro. Para llegar allí fue interesante, se hizo en el Corte Inglés de Serrano, en Madrid, en el séptimo piso. Sí, remarco lo del séptimo piso porque solo había escaleras mecánicas hasta el sexto, y el ascensor no llegaba. Pero bueno, eso es una anécdota menor. La presentación se hizo en una sala con forma de ficha de tetris, y muchas, muchas sillas. Hubo bastante gente. Allí, me encontré con Irina, una de las editoras de Nocturna, y estuvimos charlando acerca de la apuesta por este estilo de libros. Según parece, las autobiografías venden bastante bien fuera de España, pero aquí no son libros muy vendibles. Tengo que decir que desde mi punto de vista, me parece genial que las editoriales se animen a sacar géneros menos “famosos” sobre todo en casos como este, en que la autobiografía de este autor es tan interesante para cualquiera al que le guste Japón y los idiomas. En cualquier caso, estuvimos charlando un rato y escuché de estrangis como hablaba de la portada del segundo del Corredor del Laberinto, lo que me recordó que ya queda menos para que sepamos más de las aventuras de los chavales.

Después comenzó la presentación, con un hombre diciéndonos quienes eran las tres personas que iban a hablar en esta presentación: Lourdes Ortiz, Eugenia Rico y el propio traductor del libro José Pazó Espinosa.

Eugenia Rico fue la primera que habló y nos situó en la idea de que el mismo autor de la autobiografía es traductor. También habló de cómo recrea el Japón milenario, también diciendo que Murakami es un japonés occidentalizado en sus novelas. Después pasó a hablar de la maravillosa edición que  ha hecho Nocturna para este libro, explicando que, para ella, y para muchos, el libro digital da menos placer, ya que no tienes la posibilidad de disfrutar de este cuidado en la edición. Habló también de cómo este libro da testimonio de una cultura viva, y no solo del consumo. Y luego pasó a decir lo complicado que es conseguir proyectos premiados y valorados, que además no hay mucha gente que valore.

Lourdes fue la siguiente, dejando a José Pazó para el final. Lourdes nos dijo que la visión del Japón que se suele tener aquí en España es una visión mítica y limitada, que aunque se haya estado en Japón no se conoce Japón como llegó a conocerlo Donald Keene. La limpieza y la delicadeza de los japoneses era algo que le venía a la memoria al pensar en Japón, así como los nombres de los templos. Luego fue prácticamente contando el libro, con lo cual eso me lo voy a saltar, ya que espero que queráis leerlo. Realmente merece la pena escuchar la voz de Donald Keene en el libro, en serio, no os arrepentiréis si os gusta Japón o la traducción … o incluso simplemente con que os guste la literatura.

Al final, como colofón, habló José Pazó de su experiencia traduciendo este libro y de su experiencia personal con Donald Keene. Le parecía extraordinario que saliera este libro, sobre todo en el formato tan  preciosista que ha salido, con esas ilustraciones tan hermosas. Donald Keene es un transmisor, alguien que recoge información de Japón y la transmite, haciéndola comprensible para el occidental. Expande la cultura, de manera que seamos capaces de relacionarnos a otro nivel con Japón. 
También nos dijo cómo se encontró por primera vez con Donald Keene, que fue en un programa de la NHK (una televisión educativa de interés… eso que aquí en España no tenemos). Luego nos contó que se trataba de un hombre peculiar, algo que cualquiera que lea la autobiografía reconocerá fácilmente. Como ejemplo puso que cuando este hombre va a Japón lo hace en barco, además dando conferencias se paga el viaje. El caso es que esta autobiografía salió primero como una serie de artículos en un periódico japonés, el Asahi Shinbun. Se trata de una estrella en Japón, del americano que sabe de Japón, que es capaz de encontrar el Corazón de Japón. Pero aún así se trata de una persona humilde, con un amor inmenso hacia Japón.
También nos comentó una frase de uno de los primeros amantes de Japón aquí en España, Julián Besteiro, que hablaba de japonizar España.

En definitiva, fue  una charla tremendamente interesante, en la que además se me avisó de que el mismo traductor iba a realizar un experimento traductológico interesantísimo como es traducir un haiku, y que presentaría el libro con las traducciones. Para cualquier aficionado a Japón, este libro es una grandísima oportunidad, y la presentación también lo fue. El hombre de la última foto es Donald Keene, el autor del libro. 

1 comentario:

  1. Bueno Khardan, este no es un tema que a mi me apasione pero se que hay gente que le volverá loco.
    Tenías que estar tu con ellos traduciendo también.
    Lo del 7º piso pon una reclamación al corte inglés igual pillas algo jejeje.
    Y en cuanto a las fotos, tiene fácil arreglo pilla un iphone o un tripode y ya está jejej.
    Un abrazo y nos vemos

    ResponderEliminar