16 de mayo de 2011

Siempre estarás tú

Se encontraba la hacedora de vacaciones en la playa, cuando conoció a un variopinto grupo de amigos que le contaron sus historias de amor

Título: Siempre estarás tú
Título original: Mi piace così
Autor: Francesco Gungui
Traductor: César Palma Hunt
Colección: Ellas
Editorial: Montena
Año: Mayo 2011
Páginas: 368
I.S.B.N.: 978-84-8441-784-2
Sinopsis: Otra noche. Otro desayuno. Otro día de mar.
Un mes puede ser larguísimo si sabes exactamente todo lo que va a ocurrir cada día.
Pero a veces lo menos pensado, lo que nunca te hubieras atrevido ni a imaginar, sucede.
A veces los sueños se hacen realidad... 


Alice tiene 17 años y es una chica del montón: ni guapa ni fea, no muy brillante, introvertida pero no solitaria y con una única ambición en la vida: ir de vacaciones con sus amigas cuando acabe el curso escolar. Pero su sueño se rompe ante un hecho inesperado e irreversible: ¡ha suspendido! Ahora no le queda más remedio que pasar el verano con sus padres y su hermano, castigada en un camping donde segurísimo no le sucederá nada especial. Afortunadamente, todavía podrá compartir algunas semanas en Milán con Luca, su compañero de colegio, su primer amor y ahora, tras la ruptura, su mejor amigo, la única persona en el mundo que la entiende de verdad. La llegada y los primeros días en el camping transcurren sin pena ni gloria: su padre programando el día en la playa, su madre cocinando en la caravana porque los restaurantes son demasiado caros y su hermano jugando a las cartas. Por lo menos el camping dispone de un locutorio donde Alice puede escribirse cada noche en el messenger con Luca y contarle la monotonía de sus días playeros. Pero un día Alice decide poner en acto “el famoso plan B” que le ha recomendado Luca: ir en busca de algo nuevo aprovechándose de la complicidad de su madre y de algunas mentiras para que su padre se quede tranquilo. Y es así como llega a la playa del chiringuito, un pequeño bar en una calita escondida donde chicos de su edad se encuentran para escuchar música y charlar hasta muy tarde. Con enorme sorpresa Alice descubre que una de las camareras es la guapísima (y presumidísima) Martina, la chica más popular del colegio, quien pronto se convertirá en su amiga y confidente. Con el paso de los días, Alice irá perdiendo poco a poco la timidez y se lanzará en una relación amorosa con Daniele, un chico de Milán muy fan del reggeae, cuyo lema ante cualquier situación es “everything´s gonna be Siempre estarás tú alright”. Como si de un sueño se tratara, Alice y Daniele empiezan a gozar juntos del calor de la playa, las escapadas en moto y los besos interminables sentados en la orilla del mar. Pero el equilibrio parece desestabilizarse con la llegada de Luca que, sin que Alice lo supiera, había planificado pasar con ella los últimos días de verano.


Opinión: Y ahora, antes de seguir leyendo la reseña, decidme ¿qué sensación os transmite esa portada? ¿Os recuerda a algún otro libro? ...Sin leer el nombre del autor, puedes pensar que es otro más de los libros de Moccia; la portada bebe directamente de estas (¿recordáis el boom Crepúsculo? empezaron a proliferar portadas igualitas... Pues lo mismo). Haceos a la idea de que la base es la misma: adolescentes normales que viven su vida y sus amores.
Francesco Gungui y yo no empezamos con buen pie, tanto porque el libro se estaba haciendo de rogar, tanto porque durante la espera me dio tiempo a ver el aire mocciano y que tiene segunda parte. Pero por suerte, acabamos entendiéndonos y disfruté de la lectura de su libro.

La novela está narrada en primera persona del presente por su protagonista. Obviamente, debido a esto, el lenguaje en la mayor parte de la novela es juvenil, hace uso de la jerga típica de los quinceañeros y nos muestra el mundo visto desde la perspectiva de uno de ellos. Todo en esta novela es joven.
No voy a negar que el autor usa personajes muy estereotipados y que da una imagen generalista de la manera de ver el amor y las relaciones en la juventud. Yo he estado en la situación de Alice y puedo entender su punto de vista en ocasiones. Pero, por mucho que digan que los veranos típicos de juventud y sus relaciones son así, los míos nunca lo han sido. Ya sabemos que es imposible que un libro muestre todas las realidades posibles.Aún así, hay pequeños detalles con los que cualquier adolescente puede identificarse.

Alice es la típica chica de 16 años que pasa de los estudios, le gustan los chicos guapos y lo que quiere es pasárselo bien con sus amigas. Pero como se ha pasado el curso por... se queda sin vacaciones con las amigas y le toca irse con la familia. Ella se siente demasiado mayor para irse de vacaciones con la familia, y sobra que su madre le de la mano para que ella se coja el brazo. Me temo que Alice me ha caído mal, me ha resultado insoportable, tiene mucho más que otras personas y aún así parece que solo puede quejarse. No sabe lo que quiere y lo que sea quiere que sea fácil.
Danielle es el chico guapo al que conoce de casualidad y del que se prenda. Los chicos alternativos como él levantan pasiones. Parece mayor, lleva rastas y fuma porros. ¡Y tiene moto y un hurón por mascota! Danielle es el típico chico del que puedes colgarte un verano y tener un rollito con él. Y parece que Alice piensa exactamente lo mismo.
Pero, ¿que sería de un buen libro romántico sin un triángulo amoroso? Pues ahí tenemos a Luca, el ex-novio y mejor amigo de Alice. Para mí, el mejor personaje del libro junto con Martina. No solo es guapo, sino que es agradable, encantador, un gran amigo y siempre está dispuesto a ayudar. Además de que tiene una teoría para todo (y muy interesantes algunas).
Mención especial a Martina, una chica de la ciudad que demuestra que una bonita y perfecta fachada no tiene porque ser una muestra del interior. Martina tiene muchas sorpresas y bastante más buen corazón del que parece.
La familia de Alice forman el típico prototipo de familia funcional. Padre que quiere planear todas las vacaciones, madre que siempre se enfada, hermano que va a su bola...Pero realmente no entiendo a los padres de Ali. Cuando su hija repite no se les ocurre pensar en lo más típico, que su hija no ha estudiado, no, para ellos o se ha metido en drogas o algo peor... encima luego le dan una libertad que no se merece y que no cuadra nada con la forma en que se han comportado... Sus padres resultan incomprensibles a veces.

El final llega rápido y es predecible. Por un momento, hubo una situación que me sorprendió mucho y que pensé que le daría un giro de tuerca y que el autor se atrevería a tratar un tema poco usado... pero nada.
Es un final cerrado, así que coged el libro sin miedo porque sabréis a quién elige Alice.
He oído que el siguiente libro se llama “Si estuvieras aquí”. Realmente no sé qué es lo que va a contar. El final del primer libro está completamente cerrado. Se acaba el verano y Alice toma su decisión, no hay mucho más que contar. ¿Quizás la historia desde otro punto de vista? ¿Quizás lo que pasa después del verano? ¿Quizás...? Podrían ser tantas cosas.

La historia de amor no es de las más bonitas que he conocido, sin embargo es fresca y divertida. La novela no te hace pensar demasiado, así que ahora que se acerca el verano puede ser una lectura refrescante que te sacará una sonrisa, puede que no perdure en el recuerdo pero será divertido y en parte emocionante. Justo como un rollete de verano.


Impresión general
Puntuaciones

Amor: 7
Estilo: 8
Realidad: 8
Personajes: 6
Trama: 6

2 comentarios:

  1. Buf, no sé qué número debe ser este de reseñas del libro que he leído, pero ya llevo unas cuantas xD Y la verdad, sigue sin decirme nada de nada el libro.
    Además, es la reseña con más detalles del libro que he visto y la que me ha dejado más claro que no me va decir gran cosa xD

    ResponderEliminar
  2. He leído buenas críticas pero no sé, me lo pensaré xD

    ¡Un besoooo! =)

    ResponderEliminar