10 de mayo de 2011

El designio del ángel

Una columna de humo se alzó dejando caer plumas de distintos colores

Título: El Designio del Ángel
Trilogía: Unearthly 1
Autora: Cynthia Hand
Editorial: Ediciones B
ISBN: 978-84-666-4755-7
Páginas: 336
Sinopsis: Clara es mitad ángel y mitad humana. Pronto llegará el día en que, como criatura sobrenatural, deberá cumplir su designio, aunque eso la lleve a tener que elegir entre su destino y su corazón. «Al principio veo a un chico entre los árboles. Es más o menos de mi edad, a medio camino entre la infancia y la madurez, quizá tiene sólo diecisiete años. Sólo le veo la nuca, el pelo negro rizado y húmedo que se le pega al cuello. Una extraña luz naranja cubre el cielo por el este. Un fuerte olor a humo. Avanzo un paso hacia el muchacho. La tierra cruje bajo mis pies. Él me oye. Empieza a darse la vuelta. Un segundo más y veré su cara. Es entonces cuando la visión me abandona. Parpadeo, y todo desaparece.»

Opinión: Nos encontramos con una nueva historia de ángeles, pero más extraños. A diferencia de Halo, la familia que nos encontramos en esta novela es real. No fingen tener lazos de sangre; los tienen. ¿Y cómo es eso posible? Pues es que estos ángeles son tratados como simples criaturas con poderes que no tienen ninguna relación con Dios, ni con la tradición religiosa. Así que por eso se pueden mezclar con humanos y tener hijos. Y estos hijos pueden heredar sus poderes y ser ángeles o no. A esto, en este universo, lo llaman ángeles de sangre (un nephilim de toda la vida para nosotros, pero sin la connotación negativa de ser una abominación y tal). Nuestra protagonista, Clara, sabe que lo es desde la primera página, así como su hermano Jeffrey, aunque este lo ha descubierto recientemente. Todos los ángeles de sangre han de cumplir su designio, que normalmente se aparece ante ellos en forma de visiones. El de Clara consiste en salvar a un chico del fuego. Pero Clara no sabe quién es, ni dónde ni cuándo ocurrirá. Sin embargo, siguiendo las pocas pistas que tiene de sus visiones, ella y su madre acortan el radio de búsqueda y deciden mudarse todos a una nueva ciudad, dejando atrás toda su vida y a todos sus amigos y conocidos.

Pero no todo será tan fácil como llegar, encontrarle y salvarle. Nada más llegar a la nueva ciudad, a Clara se le manifiestan en público uno de sus poderes, de improviso y sopetón. Su pelo empieza a brillar cual divinidad y todo a su alrededor comienza a ralentizarse y escucha todos los sonidos disponibles, algo parecido al grado que se considera llegar a la gracia. Para evitar que eso vuelva a pasar, su madre decide que lo mejor es teñirle el pelo... pero tiene tan mala suerte que su pelo acaba siendo de color zanahoria... justo antes de presentarse en su nuevo instituto. Os sorprenderá que mencione tanto la relación que tiene Clara con su madre, pero a mí también me lo ocasionó. Parece sacado de la Chicas Gilmore, como ella dice. Además, es extraño que los padres se involucren tanto en una novela de este estilo, ¿no? Pero no todo es de tan buen rollo como parece, pues su madre tiende más bien a ocultarle cosas y a prohibirle y exigirle otras tantas... como madre que es.

Entremos ahora a hablar de los personajes, ya que cuando llega al instituto conocemos a todos los que hay que conocer. En primer lugar está el chico de la visión: Christian (sí, irónico, pero al menos ellos mismos lo reconocen), que es el chico perfecto; Kay, la novia de Christian que odia a primera vista a Clara (tiene instinto para reconocer a la amenaza); Wendy, la que se convertirá en la primera amiga que tenga Clara en el instituto nuevo; Tucker, el hermano de Wendy que se convertirá en el otro constituyente en el triángulo que se formará (salta a la vista... pero si ella no lo quiere, ya me lo quedo yo, ejem); y Angela, una chica bastante extraña y de la que no entraré en detalles por motivos desconcertantes y spoilerescos. Por supuesto también tenemos a Jeffrey, el hermano de Clara, que es otro que me encanta y el que más misterio e interés me causa (aunque puede que sean solo imaginaciones mías, pero por lo menos promete dar juego. Que lo dé o no... ya lo veremos).

He de reconocer que la novela me ha gustado más de lo que esperaba. Me ha sorprendido, porque la considero bien hilada y coherente (no como Halo, repito). El enamoramiento de Clara viene preconcebido por sus visiones y por su tan anhelado designio, pero hay algo más; una atracción que no puede explicar. ¿Es su destino estar con Christian? ¿De eso trata todo? Conforme va socializando y enfrentándose a las diferencias de antes y después (antes ella era el centro del universo, y ahora pasa más bien desapercibida, si no ignorada), y con la ayuda de Tuck, descubre que las cosas no tienen que ser tal y como se le han dicho que eran. Para ella, cumplir su designio era su deber, lo que tenía que hacer. No había otra alternativa. ¿Pero qué pasa si realmente la hay? ¿Qué consecuencias acarrearía eso? Pues no lo sabemos. El final te deja con preguntas del tipo: ¿existe el destino o es algo que forjamos nosotros con las elecciones que hagamos? La respuesta la encontraremos en los próximos libros. Solo espero que mantenga el nivel, no como pasó en Crescendo, que Hush, hush prometía, pero dio un bajón increíble.

El instituto también me ha llamado la atención. Sobre todo la asignatura de Historia británica. ¡Yo quiero esa clase! Es como jugar a un juego de rol en vivo. El profesor les asigna a los alumnos ciertos papeles (rey, clérigos, caballeros y siervos) y conforme explica la materia y van sucediendo las cosas (por ejemplo, la Peste Negra), va decidiendo a quién le afecta (en ese caso quién muere y quién sobrevive), y luego anota los resultados. ¿Es o no una forma ultra original de dar clase? Por lo demás, la estructura jerárquica de los grupos y los estudiantes también me ha parecido bastante verosímil.

En resumen: un libro bastante agradable y disfrutable, en el que gracias a una narración en primera persona se hace ligerísimo y entretenido, con escenas memorables.

Impresión general
Puntuaciones
Estilo: 7.75
Personajes: 8
Amor: 8.5
Trama: 7.75

6 comentarios:

  1. Precisamente ahora estaba terminando mi reseña del libro, y tengo que decir que estoy de acuerdo con todo. Para ser sincero, no me esperaba que el libro me fuera a gustar tanto xD.

    Como bien dices, sí que es irónico el detalle del nombre del chico, yo también lo comento xD.

    ResponderEliminar
  2. Tengo curiosidad por el libro ^^
    Eso de que está claro de que a la protagonista no le gusta Tucker y que si ella no lo quiere te lo quedas tú, me ha matado xD
    Si lo leo tendré presente esas palabras
    Besitos! :)

    ResponderEliminar
  3. Muy buena reseña!!. muchas gracias... he quedado con muchas ganas de leer el libro!.. espero que llegue pronto a Chile..
    Saludos.
    Gustavo.- HOjas Mágicas.-
    Me gustan las historias de ángeles...

    ResponderEliminar
  4. Lo tengo pendiente, a ver cuándo lo leo porque tiene muy buena pinta ^^

    ¡Un saludo! =P

    ResponderEliminar
  5. Joer acaba de ascender puestos en mi lista de próximas lecturas de forma acojonante xDDD

    Me ha encantado la reseña ;)

    Un besazo!^^

    ResponderEliminar
  6. Tengo Halo pendiente de leer, y me has dejado con una sensación que me gustaría poder cambiarlo por El designio del ángel (y la portada es muy bonita e.e xD)

    Por cierto, no he podido evitar pensar en Kai y Christian de MdI y CdlT xD

    ResponderEliminar