12 de enero de 2011

Reflexiones: La campaña Leeder

Hombre, siempre da gusto levantarse con la noticia de que los gerifaltes del Ministerio de Cultura han decidido hacer honor a su situación y nos traen una nueva campaña para promocionar la lectura entre los jóvenes. Pero... ¿Cómo les ha salido la gracia? Vamos a analizar la nueva campaña de la única manera que se puede, reflexionando sobre ella desde el punto de vista de un lector (y joven, aunque cada vez menos).


(Como siempre, para ver la imagen más grande, haced click)

Pero vayamos a leer el manifiesto de los leeder (muy cercana el palabro que el ministerio ha escogido a leecher, el que se aprovecha de lo que hacen otros, ¿será a conciencia?) porque, al fin y al cabo, un manifiesto es algo que guía tu vida. Si te adscribes a un manifiesto se supone que dices claramente que eso y no otra cosa es lo que vale para ti. ¿Es eso positivo? Pues... depende del manifiesto. Parece ser que han orientado el manifiesto únicamente hacia la lectura (porque claro, la lectura es algo separado de nuestras vidas normales).

Siguiendo la idea de que diez ideas organizan perfectamente un manifiesto han escogido diez frases para orientar la postura social y lectora de los leeders ¿o será leederes? ¿La homofonía con líder es a cosa hecha? ¿Os habéis sentido alguna vez líderes por leer? Bueno, que derivo en otro estilo de temas. Vayamos sin más preámbulos al maravilloso manifiesto que algún iluminado ha decidido para nosotros. (O para ellos... porque leeders... ¿somos los que llevamos leyendo y ampliando nuestros horizontes con ello desde pequeños, o los "nuevos lectores" que quiere atraer el Ministerio?).

1. Acepto sugerencias y recomendaciones, no imposiciones. 
He dicho antes que un manifiesto es para todos los departamentos (o partes, secciones, elegid el sinónimo que más os guste) de nuestras vidas (o de nuestros idearios político/filosóficos). Bien, pues analicemos esta idea desde el punto de vista de un joven y la educación. En clase:
Profesor: Bien, queridos alumnos, os recomiendo encarecidamente que leáis para este trimestre el libro de texto, y os aprendáis las cosas.
Alumno: Profesor, yo soy leeder, no acepto imposiciones, así que me parece muy bien que solo nos los recomiende. Yo, evidentemente, al ser una recomendación, elijo no hacerlo.
Muy bien, creo que todos sabemos cómo acabará el alumno. Pero pasemos al ámbito de la literatura. Pensemos en nuestras clases de literatura de pequeños, en las que se nos hacía leer libros para los que, evidentemente, no estábamos preparados. Oh, wait! No estaríamos preparados, pero claramente el hecho de que nos impusieran la lectura de libros clásicos nos hacía salir un poco de nuestro pequeño universo. Por supuesto, desde la postura de este leeder, eso no es correcto. Ya puede el profesor de literatura empezar a recomendar (y supongo que desde la perspectiva del leeder también tendrá que aceptar que no se le haga caso y tenga que hacerle el trabajo de clase sobre el libro que me dé la santísima gana, como si es la Biografía de Raúl). Es decir, yo acepto que no es bueno que los padres impongan a sus hijos la lectura... pero hacer un manifiesto diciendo a los jóvenes que lo correcto es que se lo recomienden es un poco... peligroso, cuando menos. Eso sin irnos a otros ámbitos de la vida, como por ejemplo el beber. Me estoy imaginando la escena:
Padre: ¡Te prohíbo beber! Si lo haces te castigo.
Joven: ¡No acepto imposiciones! ¡Soy leeder! Beberé lo que me apetezca.


2. Mis preferencias pueden ser iguales, distintas e incluso opuestas a las tuyas
Aquí tenemos otro caballo de Troya. Sí, en la lectura está muy bien aceptar los gustos de los demás, es incluso encomiable hacerlo en todos los aspectos de la vida. Pero claro, entonces llegamos al punto de... ¿El Ministerio de Cultura no debería hacer algo más por extender la cultura? Porque desde este punto puedo llegar al punto de:
Joven: Prefiero leer la biografía de Belén Esteban a ese bodrio del Quijote.
Padre: Ya, pero es un hito de la cultura que deberías leer al menos una vez en la vida.
Joven: Mis preferencias pueden ser distintas a las tuyas. No voy a hacerlo.
Uhm... ahá. Qué le vamos a hacer, será que no tiene sentido poner esto como segundo punto.

3. Para mi cualquier lugar está y estará ocupado por el saber 
¿En serio? ¿Me estás diciendo que en el plató de Sálvame o en el reguetón encuentras saber? Espero que lo digan en broma. Que es el Ministerio de Cultura, narices. Y luego se preguntarán por qué la gente no confía en este ministerio. Por supuesto, no niego que en cualquier lugar puedes encontrarte perlas de sabiduría. O quizá se refieran como decía Groucho Marx: "La tele me ha culturizado, cada vez que la encienden me voy a otra habitación a leer un buen libro".

4. Inquieto, incansable e insobornable, siempre quiero más… y lo quiero todo 
Mira, este es el único punto del manifiesto en el que puedo estar de acuerdo (aunque demuestre una cultura del individualismo y del egoísmo absoluto...). Oh, wait! Valores tremendamente democráticos y absolutamente legítimos.

5. No me paro ante nada. Siempre sigo hacia delante 
Eso, vayamos ahora mismo a aplastar al que me impide seguir hacia delante. Nada hay mejor que este estilo para apoyar la cultura. ¿Por qué iba yo a detenerme a disfrutar de un libro si no paro ante nada? ¿Para qué voy a detenerme para ayudar a los demás? ¿Por qué iba a importarme dejar reposar los libros? ¿Extraerles el jugo? Si lo importante es leer más.

6. Conozco la realidad que me rodea por mis propios medios 
¿Para qué vamos a buscar una realidad objetiva cuando por mis propios medios puedo conocer mi verdad? ¿Cuándo ha sido importante el sentido crítico? Estoy pensando que, además, ahora mismo la gente tiene muchas más posibilidades de conocer la realidad que antes. ¿Cuántos de los jóvenes a los que va dirigida la campaña verán los informativos? ¿O leerán el periódico, ya que son leeders?
Lo estoy viendo.
Malote: Yo soy leeder, conozco la realidad que me rodea por mis propios medios. Aquello que no conozco no existe. Solo existe mi ciudad.

7. Me informo libremente y a mi manera 
Y si eso es leyendo medios completamente afines a un lado de la balanza, o me ocultan información, y no quiero que nadie me enseñe a buscar la información. ¿Qué es el sentido crítico? ¿Por qué iba a querer que me diesen charlas para explicarme las cosas? Además, si me informo libremente, conozco mi realidad. Oh, wait! Nos han tongado, ¡el seis y el siete significan lo mismo! Ups. Ya solo son nueve puntos.

8. Leo de todo y siempre por puro placer 
Porque leer para aprender y para mejorar mi capacidad expresiva es completamente inútil. Y además, lo importante es que yo sienta placer, si algo me cuesta leerlo, ya no siento placer, por tanto ya no lo leo. Oh, wait! Algunos clásicos son costosos de leer y sin embargo forman parte de la Cultura Universal. ¿Ministerio de Cultura?
Por otro lado, si lee de todo, ¿por qué la mayoría de los blogs que pone el Ministerio son de literatura juvenil? Porque está dirigido a jóvenes, muy bien. Una pregunta. ¿El Ministerio no debería promover, antes de la cantidad, la calidad de la lectura? Oh, wait! Más es mejor. Siempre. Leéte todas las biografías de personajes importantes para ti como son Belén Esteban, Raúl, Forlán, Justin Bieber, las aventuras de los magos de Waverly Place... Todo eso es mejor que el que lee menos, pero lee clásicos y novelas "inteligentes". ¿Ministerio de Cultura?

9. Yo creo mi discurso. Propio, Único y original 
Esto es contradictorio. Si yo creo mi discurso propio, único y original, no soy un leeder, porque no tiene lógica decir que mi discurso es propio y único si me lo dice el Ministerio. ¿Alguien me explica de dónde ha salido este punto? Además, está muy claro que las tradiciones son inútiles, al fin y al cabo, ¿a quién le interesa lo que un griego pudo decir hace más de dos mil quinientos años?

10. Yo soy libre
Di que sí, tú eres libre. Absoluta y completamente libre. Por supuesto, esto también es divertido. 
¿Por qué vamos a aceptar que nos digan lo que tenemos que hacer en el colegio, en casa, en la universidad o en cualquier otro sitio? Somos libres. Es lo más importante. Con diferencia. Soy libre de ver la televisión, de informarme o no hacerlo, de elegir lo que quiero hacer con mi vida. Y los demás, los demás no importan para nada. Sólo les ha faltado ponerlo en mayúscula el YO. Maldita cultura del YO. Pero además soy libre, y ser un leeder me ata. Me ata a este manifiesto. Oh, wait! 

Después de ver cómo este manifiesto es... digámoslo así, algo extraño, podemos dedicarnos a ver la estética que se ha elegido para este proyecto. 
Página principal. ¿Qué esperaríais encontraros en un proyecto para incentivar la lectura? ¿A todos los malotes de la clase o a gente que disfruta de la tranquilidad? ¿A los pijos? ¿A los skins? ¿Cómo puede ser que estén representados todos los grupos "juveniles" menos los frikis? ¿A qué viene esa clara discriminación? Claro, como ellos ya leen... 
Y, por supuesto, el hecho de decir que su discurso es único y poner a todas las "tribus" urbanas que el ministerio reconoce no es una ironía, ¡qué va! Se trata de informar de cómo es la realidad a la que se enfrenta el que lee. ¡Hay que temer a los lectores! 
Oh, perdonadme, hay que temer a los leeders. En serio, había algún problema en usar la palabra "lector". Yo soy lector. Guau, he usado el castellano para indicar que me gusta leer. ¿Ministerio de Cultura? La RAE quiere tener unas palabritas contigo y tu "modernismo". 
Ah, no. Claro. Que leer está mal visto por la sociedad juvenil y ser lector implica inscribirse en la atrofiada cultura adulta. ¿Alguien me quiere explicar, por favor, desde cuando una campaña que habla de inconformismo se detiene a considerar lo que está mal visto en la sociedad? Es muy lógico, de eso no me cabe duda. Pero vayamos más allá. Que todavía hay otro detalle en el que supongo que no os habéis fijado, y es que no hay ninguna persona leyendo. ¿Cómo sabemos que esas personas leen? Porque yo al verlos es lo último que me imagino. Sí, claramente los raperos, skins y demás fauna leen. Estoy convencido de ello (y lo digo en serio) pero no lo asocio si no veo al menos un libro cerca.

Pero vayamos a otra cosa, ¿quién ha sido el iluminado que ha elegido qué imagen asociar a cada punto del manifiesto? Porque se ha cubierto de gloria. Primera imagen, un malote diciendo que no admite imposiciones. ¿Hace falta decir más? En la sexta nos encontramos con un rapero (o alguien que quiere aparentar que lo es). Muy bien, realidad con rap. Seriously?
Definitivamente, tiene un ojo clínico. Yo soy libre. El décimo. ¿Alguien me adivina a quien ponen? No, no es al skin. (Aunque poco les falta) A uno que parece yonqui, y encima va con la cabeza rapada. Seh, es justo lo que me imagino cuando pienso en libertad.

Pero vayamos ahora a la selección de blogs. Hay blogs muy buenos (que no sé si estarán enterados de que el Ministerio les "promociona", por lo menos la mayoría de ellos no hacen mención alguna de ello) como puede ser Soñadores de libros, pero hay algo interesante y es que el criterio de selección parece algo extraño. ¿Tan difícil es poner categorías? Aparte, por supuesto, de que hay insignes ausencias del mundo blogger, como Alas de Papel (por poner un ejemplo). Además, hay un error que es la aparición dos veces de uno de los blogs... pero sigo sin entender cuál ha sido el sistema de elección. ¿Han tenido a alguien aconsejándoles? ¿Algún supuesto gurú de la literatura juvenil?

Además, por si eso no fuera poco, tenemos el tema de los links que vienen debajo a sitios de interés. Sí, ahí tenemos dos links que se me hacen extraños. El primero al Templo de las Mil Puertas, que no voy a decir que no se lo merezca, todo lo contrario, simplemente me extraña que Deriva, una revista digital igual que el Templo está entre los Blogs mientras que el Templo está en los links. ¿Lógica, Ministerio de Cultura? Y también tenemos entre los links Juvenil Romántica (que extrañamente, en vez de agradecer al Ministerio, agradecen a Javier Ruescas en su mensaje... ¿Nani? Supongo que será por avisarles... pero aún así, estaréis conmigo en que es extraño). Ahora pensemos, Ministerio de Cultura, ya sé que no te gusta demasiado internet. Está lleno de ladrones y piratas. ¿Tanto costaba colocar todo lo que fuera de un mismo estilo en el mismo sitio? ¿Quién ha decidido la situación de cada blog? Evidentemente no voy a lanzar acusaciones de ningún tipo, simplemente me pregunto qué conocimientos del mundo blogger tenía el que creó este programa. Porque no veo mucha diferencia entre Juvenil Romántica y Letras y Escenas. (Bueno, veo diferencias... pero en el contenido, no en la forma).

Por supuesto, otra de mis dudas es si en el Ministerio, donde tan duchos son en protocolo (tienen que serlo), no se les ha ocurrido notificárselo a los autores de los blogs (y no, hay un mal pensamiento que me está rondando... pero es personal, y no voy a compartirlo), más que nada porque creo, hasta donde yo sé, que primero se pide permiso para poner los enlaces. (Ya sé, ya sé, nadie le hace ascos a una bonita publicidad gratuita. Pero aún así).

Por otro lado, tenemos un juego (trucado, evidentemente) en el que se ponen a prueba nuestros conocimientos literarios. Es una prueba muy sencillita. Vamos, que además puedes repetirla y en dos o tres veces ya te sabes las preguntas. Pero además, tenemos lo que sin duda va a hacer furor en las calles de aquí a unos días. Los fondos de pantalla de yo soy leeder, las camisetas y los posters. Gran idea, seguro que los jóvenes que leen quieren ir haciendo gala de una panda de malotes en su móvil y en su camiseta.

¿En serio? Vais a tener tal cantidad de descargas que van a colapsar el servidor. Sin lugar a dudas. ¿Alguien más que no ve la lógica subyacente a esta campaña?
Por supuesto, esto es la perspectiva de un lector. Un lector, que no un leeder, al que le hieren en el alma cada vez que de algo tan noble como incentivar la lectura hacen semejante mamarrachada. Y, por supuesto, surfeando por internet nos encontramos la crítica política. Y me parece bastante acertada. Pero oye, me molesta más, mucho más, que se olviden de los verdaderos lectores, y del idioma castellano, y la preciosa palabra lector. Porque, lo siento mucho, pero utilizar leeder es como cuando tu padre se te acerca y te trata de tronco. Da vergüenza ajena.

10 comentarios:

  1. Desde luego es una chorrada más grande que la copa de un pino, ¿es que no tienen ojos en la cara? ¿Los malotes esos? Por dios, veo este país cada vez peor, ¿Ministerio de cultura? ¿Letras y Escenas? ¿Qué pasa que quieren que los jóvenes se enteren de cómo huelen los limones? Si solo falta poner junto a Letras y escena la cuore ¬¬
    Me indigno, y sí, me parece que hace falta que nos hubieran nombrado a los lectores de verdad.

    ResponderEliminar
  2. B-R-A-V-O.

    Genial la entrada, de verdad: esa campaña es una auténtica chorrada. Todo, desde el manifiesto hasta el juego, pasando por el diseño, es de RISA. ¿De verdad piensan fomentar la lectura de ese modo? Hay que joderse...

    En cuanto al criterio de los blogs... en fin, mejor me callo, que Hermochi y tú ya lo habéis dicho todo xD

    Por cierto, gracias por nombrar mi blog, que me he emocionado y todo *__*

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  3. Es una idea brillante… Hace falta ser un genio para darse cuenta de que aunque los jóvenes no quieran selectores sí querrán ser leeders. Es una palabra mazo guay, tronco, y además el manifiesto está grafiteado y cunde pila.

    En fin, lo peor de todo es que hay gente pagada por todos que trabaja haciendo estas memeces...

    ResponderEliminar
  4. O___O Jajajajajaja, ay por favor, ¡¡que la campaña es de verdad!! Te juro que cuando lo he empezado a leer pensaba que era una coña, en serio.

    Mira, yo desde que vi el vídeo que circuló por internet (y no me pareció trucado) donde ponía "Ministerio de Heducación y cultura" ya no me sorprendo de cualquier cosa de esta gentuza. Lo peor de todo es que, como ha dicho Julia, les pagamos todos para que sólo hagan gilipo*****s, porque la mayoría de ministerios sobran, y para tener uno de Cultura como éste pues chico, yo prefiero no tener ninguno.

    En fin, lo dejo porque este asunto me pone de mala leche, de verdad, y sobretodo cuando pienso que la gentuza esa cobra un dineral por reírse de nosotros.

    Muy buen post, me he echado unas risas XD (o eso o me ponía a llorar, porque es patético...pero al mal tiempo buena cara...qué remedio XD)

    Besukis!!!

    ResponderEliminar
  5. @Mike, de nada, la verdad es que me asombra que entrando en el cupo algunos de los blogs que han entrado no estuvieras entre los elegidos. (Y que conste que no denigro el trabajo de ninguno de los blogs que entran... simplemente no entiendo el criterio)

    @Julia, lo gracioso es que tampoco entre la comunidad de grafiteros ha sentado precisamente bien el uso que hacen de un diseño que ya pertenece a alguien. oh, wait! Plagio xD (Que conste que he estado mirando por la red para saber cómo se lo tomaban gente no lectora, y digamos que tampoco ha sido bien acogido)

    @Silvia, pues sí, yo también pensaba que era coña. Pero no, de verdad han hecho algo así.

    @Hermochi, ¿Por qué lo dices? O.o Yo no sigo Letras y Escenas, pero me parece mejor elección que algunos otros de los que han entrado.

    ResponderEliminar
  6. Hola:

    Genial, el post, que no la campaña del Ministerio.

    ¿Se supone que esto es un intento de motivar a los jóvenes? Pues no lo parece. Más bien, se asemeja a un decálogo de legionarios (o SEALS, para estar en consonancia con lo de leeder), muy acorde con la "era de las prohibiciones" que estamos viviendo.

    Una lástima, con la falta que nos hace a todos leer más, que la motivación venga de esta forma... ¡para una vez cada veinte años que hacen campaña de lectura!

    En fin, gracias por este espacio compartido y por el buen análisis.

    ResponderEliminar
  7. Estupendo artículo :)

    En cuanto a los manifiestos, la verdad es que yo no había en reparado en analizarlos tan detalladamente pero desde luego que tienen mucha telita.

    Luego el diseño, pues sí, también me parece desafortunado muy urban fashion pero no sé a lo mejor algo más típico con un fondo de letras manuscritas, una pila de libros...o no sé dragones volando, un Harry Potter...hay muchas cosas para poder poner...en fin.

    En cuanto a la selección de links no puedo decir que sea acertada o no, la blogosfera está repelta de cientos de blogs literarios y muchas veces me pierdo entre ellos porque la literatura juvenil, juvenil romática y romática paranomal abunda mucho ¿hay más cosas? pues sí, pero a lo mejor para eso hay que rebuscar más, quizá haya sido al azhar o por oídas, ni idea.

    Aunque también me alegro de los que están ahí (por cierto, muy buen punto lo del protocolo XD)

    Lo del juego y las descargas, de risa :D ¿Quién lo habrá diseñado? ni idea pero también cabe la posibilidad de que fuera un mandando, es decir que le hubieran dado todos los datos del trabajo y que el diseñador sólo hubiese tenido que colocarlo todo en su sitio...

    Y yo tampoco estoy de acuerdo con la palabrita Leeder, aunque ni soy tan lectora ni tan joven, me parece tan...no hay definición posible XD

    ResponderEliminar
  8. Como maestra, pánico me da enfrentarme a una jauría de leeders de esos, egocéntricos, contestatarios, ensoberbecidos, hedonistas, ávidos... Luego nos quejamos de que tiran piedras a los coches de policía durante los botellones.

    Y como "no tan joven" lectora, me parece un manifiesto con el que yo difícilmente me habría podido sentir identificada en ninguna de las estapas de mi vida lectora (afortunadamente, la verdad).

    Me parece una estupidez más, como tantas de las que parten de la administración. Una campaña hecha por chapuzas sobrepagados que hacen mal su trabajo: subestiman al cliente y se basan en mil topicazos sobre la juventud, seguramente cazaron los links a boleo en la red, es posible que plagiaran parte del diseño a otros (bastante habitual en la administración)... Eso si, seguro que nos ha costado a los contribuyentes un ojo de la cara y la yema del otro.

    Y encima, eso de "leeder", que me rechina solo de verlo. Con lo rica que es nuestra lengua castellana...

    ResponderEliminar
  9. Pues me parece que Letras y escenas ha dejado de ser un blog de literatura para ser un blog en el que te enteras de la vida de Alba, nada más, la campaña desde luego es una chorradaaaaa, ¿de verdad piensan que alguien va a leer por esta chorrada?

    ResponderEliminar
  10. Así una duda existencial, ¿por qué hay varios blogs que son de jr? No sé, a mí es que últimamente la lj me está saturando por tanto romance sin más chicha que descubrir un terrible secreto de uno de los enamorados. En lo, si no fuera porque no es 28 de diciembre, me creería de verdad que es una broma O_o (y nada,a seguir los blgos que nos gusten y sepan aconsejar bien :P). Xa-LFDM

    ResponderEliminar