8 de septiembre de 2010

Reseña de Los Mercenarios

Título: Los Mercenarios (The Expendables)
Año: 2010
Director: Sylvester Stallone
Sinopsis: Los mercenarios son profesionales que arriesgan mucho. Están dispuestos al sacrificio. Hay un término inglés que les define: expendable (prescindibles), que se entiende como la posibilidad de ser sacrificados en pos del cumplimiento de un objetivo militar.
Un grupo de mercenarios son contratados para que se infiltren en un país sudamericano con el fin de derrocar a su despiadado dictador. Tan pronto como inician la misión, esos hombres se dan cuenta de que las cosas no son lo que parecen, y se ven atrapados en una peligrosa red de engaño y traición. Con la misión frustrada y una vida inocente en peligro, los hombres van a vérselas con un desafío incluso mayor, el que amenaza con destruir esta banda de camaradas cuyo lazo les hace sentirse como hermanos.


Opinión: Bien, acerca de esta película tenía yo mucho miedo acerca de lo que iba a encontrarme... al fin y al cabo es la película de Stallone. Bien, para leer esta crítica hay que tener en cuenta varias cosillas acerca del que la está haciendo.

Primero, cuando veo una película generalmente pienso qué me va a ofrecer antes de verla, pero no me limito a pensar que si no me da lo que espero es que la película es mala, sino que pienso si realmente está bien. En este caso, en particular, esperaba, por cómo me la habían vendido, una película de acción de los ochenta con toda su espectacularidad y "suspensión de la credulidad" de la que hacían gala. Vamos, que me esperaba algo en plan Demolition Man (sin el trasfondo de distopía disfrazada de utopía, que es bastante interesante... y del que puede que hable en otro momento) Vamos,que esperaba acción con más acción seguida de más acción todavía. Y en eso no defrauda. O, bueno, debería decir que si eres capaz de aguantar después de la primera escena hasta más o menos la mitad de la película, no decepciona. 

También hay que tener en cuenta que yo solo pido argumento desarrollado y estructurado a las películas que lo piden. En este caso, realmente sabía que el argumento solo era una excusa para el lucimiento de los distintos actores y del equipo de efectos especiales. Y esto lo cumple perfectamente. Al principio parece como si tuvieran la idea de hacer algo con respecto a las relaciones de los distintos personajes, pero al final, te das cuenta de que la primera parte solo era una introducción apenas necesaria (sobre todo necesaria para una de las mejores escenas, la de la pista de basket) que solo servía para que aparecieran todos los grandes cameos, desde Termi hasta John McClane. 

Pero bueno, pasemos a lo realmente interesante, la reseña en sí. Nos encontramos ante un exponente de cine de los ochenta en el que apenas han cambiado las cosas. Acción a raudales que se hace entretenida, con sus piques entre los personajes y las conversaciones hilarantes, pero en la que prima la acción sobre todo lo demás. Y, para demostrarlo, el final es un auténtico campo de fuegos artificiales donde todo lo que sucede está orquestado para que el espectador se agarre al brazo del asiento y disfrute como un niño pequeño viendo explotar las cosas. No redefine el género de la acción sino que trae ante nosotros todo lo que el cine de los ochenta tenía de bueno, y de malo. De malo, un argumento bastante pobre con unas actuaciones, excepto por los cameos y los protagonistas, bastante rígidas en las que realmente no se aprecia nada de lógica de supervivencia... como siempre, los malos disparan miles de balas y los héroes son ahorrativos y disparan las justas para eliminar toda oposición. 

Por otro lado, no se puede evitar hacer mención a uno de los temas sociales que parecen preocupar a Stallone: la violencia de género. Claro, que la solución que se muestra en la película es realmente expeditiva, pero seguro que funcionaría bien... Eso sí, no hay ninguna idea de problemas sociales más allá del fusilamiento por parte del dictador de turno de la mitad del pueblo... pero no como algo importante, sino como algo que lo define.  También hay una sutil referencia a lo metomentodo que es la CIA y cómo la droga es lo que realmente mueve el dinero. Para acabar mostrando que incluso unos mercenarios sin escrúpulos son humanos y tienen su corazoncito aunque les guste estallar las cosas. Y la música... no es tan épica como Rambo o alguna realmente ochentera, pero cumple su función de trasladarnos perfectamente a esa época dorada del cine de acción. 

Película muy entretenida en definitiva, sobre todo para aquellos a los que les gusta la acción descarnada y descarada. 


4 comentarios:

  1. oh, tiene buena pinta, tengo ganas de una peli de acción y el elenco es super guay (vamos, todos tipicos actores de acción de los 80 y 90, salvo quiza jet li y statham)... voy a ver si la consigo de alguna forma :)

    ResponderEliminar
  2. disculpame pero creo que algo esta fallando. creo que deberias escucharte un poco sin prejuicios

    ResponderEliminar
  3. Esto... ¿nani? No te entiendo Leandro, quizá si explicases un poco mejor tu punto de vista... ^_^

    ResponderEliminar
  4. Una vez vista la primera tengo que decir que, sabiendo a lo que vas, no defrauda. Buscarle una gran historia con un argumento trabajado y un guión increíble me parece que haría que el espectador se lleve un gran batacazo. Básicamente es una peli de tiros, hostias y testosterona. Y yo la he disfrutado así xD
    Es como si Stallone dijera “¡Hey! Vamos a juntarnos todos los amiguetes y hacemos una peli (de acción obviamente)” Y me parece eso, una peli de amiguetes con muuucho dinero jajaja.
    Juega mucho con los tópicos: tipo duro que en realidad es un cacho pan, tipo duro que todavía conserva un poquito (bastante) de su humanidad, tipo duro al que se le va la cabeza totalmente…sí, todos son tipos duros xD

    Mención especial a cómo me dejo lo del personaje de Dolph Lundgren xD Eso fue una ida de olla total.
    Tengo que remarcar una cosita que me dejo un poco mosca (SPOILER). La chica protagonizada por Carisma Carpenter (¿estoy equivocada?), la que es novia de Christmas (Jason Statham)…me da la sensación de que la ponen en plan “Esto te ha pasado porque tú te lo has buscado, por ****” Y es un poco… está bien el discurso contra el maltrato, pero su situación la pinta un poco como si fuera su culpa. No sé si llego a explicarme.

    Le tengo ganas a la segunda por ver a Van Damme y a Chuck Norris. Aunque ya me han dicho que de las tres películas la “buena” es la primera jajaja.

    P.D: Ya sabemos como era el cine de acción de la época en su mayoría: las malos disparaban mucho y acertaban poco mientras que los buenos era al revés. Y ya si hablamos de hostias ni te cuento xD
    P.D 2.: Me encanta la referencia que se hace entre Stallone y Schwarzenegger cuando están en la iglesia con Bruce Willis “¿Y a ese qué le pasa?” “Nada. Que quiere ser presidente” xD

    ResponderEliminar